Noticia “La amenaza de las especies exóticas en Europa”

¿Cuántas plantas se pueden encontrar en los Alpes que no son autóctonas de la
zona? ¿Qué animales se han introducido deliberada o involuntariamente en
el Danubio?
¿Cuál es la magnitud de la amenaza que representarán para
la vida silvestre local?


El servicio científico propio de la Comisión Europea, el Centro Común de
Investigación (JRC), ha puesto en marcha hoy EASIN, la red de información
europea de especies exóticas, la cual supone un primer paso para responder a
estas y otras preguntas relativas a 16 000 especies exóticas notificadas
actualmente en toda Europa.


Esta red de información, que es la primera de su clase en Europa, es una
etapa importante en el tratamiento del problema de las especies exóticas
convertidas en invasoras. Estas especies representan una grave amenaza para la
biodiversidad y los recursos naturales y tienen un impacto económico estimado en
unos 12 000 millones de euros anuales.


Janez Potočnik, comisario de Medio Ambiente, ha declarado lo
siguiente:
«Las especies invasoras están provocando cada vez más
problemas para nuestros recursos naturales, la salud de las personas y la
economía. Esta amenaza procede de especies no autóctonas, cuyo número está
aumentando rápidamente en un mundo cada vez más interconectado. La red EASIN
ayudará a los europeos a conseguir mejor información sobre el lugar donde se
encuentran estas especies no autóctonas y sobre cuán comunes, además de servir
de apoyo para una mejor formulación de las políticas en esta difícil
materia.»


Las especies exóticas, esto es, los organismos no autóctonos establecidos en
un medio nuevo, están aumentando en todo el mundo. La mayoría de ellas no
presenta riesgos significativos para su nuevo medio. Sin embargo, algunas de
ellas se adaptan con tal éxito a su nuevo medio que se convierten en invasoras y
pasan de ser curiosidades biológicas a volverse auténticas amenazas para los
ecosistemas locales, los cultivos y el ganado, amenazando así nuestro bienestar
social y medioambiental. Las especies exóticas invasoras son la segunda causa de
la pérdida de biodiversidad, después de alteración de los hábitats.


EASIN facilita la descripción y clasificación de especies exóticas mediante
la indización de los datos notificados que figuran en más de 40 bases de datos
en línea. Mediante características de Internet actualizadas de forma dinámica,
los usuarios pueden visualizar y situar en el mapa la distribución de las
especies exóticas en Europa y seleccionarlas aplicando criterios que van desde
el medio en que se encuentran (terrestre, marino o de agua dulce) y su
clasificación biológica hasta las vías de introducción.


El elemento central de EASIN es un catálogo que contiene actualmente más de
16 000 especies es. Este inventario de todas las especies exóticas en Europa se
ha elaborado compilando, comprobando y normalizando la información disponible en
línea y en la bibliografía científica. Los usuarios de EASIN pueden buscar y
situar en el mapa información georreferenciada sobre las especies exóticas
procedente de las bases de datos en línea siguientes: el Servicio Mundial de
Información sobre Biodiversidad (GBIF), la Red Mundial de Información sobre
Especies Invasoras (GISIN) y el Centro Regional de Invasiones Biológicas
Euro-asiáticas (REABIC). Otros proveedores de datos se incluirán en los próximos
años. Las herramientas y servicios de Internet de EASIN se ajustan a las normas
y protocolos reconocidos internacionalmente. Son gratuitos, mientras que los
datos siguen siendo propiedad de la fuente, que se cita y a la que se puede
acceder desde EASIN mediante enlaces.


Próximos pasos


La lucha contra las especies exóticas invasoras es uno de los seis objetivos
clave de la estrategia de la UE sobre biodiversidad para 2020 y la Comisión está
preparando propuestas concretas para reforzar la legislación en este ámbito.


Antecedentes


Las especies exóticas están presentes en casi todos los tipos de ecosistema
de la Tierra. En algunos casos se han convertido en invasoras y afectan a la
biota autóctona. Pertenecen a los principales grupos taxonómicos (virus, hongos,
algas, musgos, helechos, plantas superiores, animales invertebrados, peces,
anfibios, reptiles, aves y mamíferos). Las especies exóticas invasoras puede
transformar la estructura y composición de los ecosistemas al reprimir o
expulsar a las especies autóctonas, sea directamente por depredación o por
competir con ellas por los recursos, sea indirectamente mediante la modificación
de los hábitats o del ciclo de nutrientes en el sistema. El coste para la salud
humana se cifra en la propagación de enfermedades y alergenos; para la economía,
en los daños en la agricultura y la infraestructura, y para el medio ambiente,
en los daños en los ecosistemas y la biodiversidad que los sostiene.


Se calcula que entre el 10 % y el 15 % de las especias exóticas detectadas en
el medio europeo se ha extendido y provoca daños ambientales, económicos y/o
sociales. Especies como la ambrosía común, el cangrejo de California, el
mejillón cebra y la rata almizclera tienen repercusiones actualmente en la salud
humana y provocan daños importantes en los bosques, los cultivos y las
pesquerías, así como la congestión de las vías navegables. Por ejemplo, la
sanguinaria mayor del Japón inhibe el crecimiento de otras plantas, compite con
ventaja con las plantas autóctonas y daña gravemente la infraestructura, lo que
tiene consecuencias económicas enormes. Hay estudios que han demostrado que, en
Inglaterra, Escocia y Gales, esta planta provoca por sí sola daños por un
importe de 205 millones de euros cada año.

Share this post

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.


Translate »