Arbutus unedo L.
Arbutus unedo L.
Arbutus unedo L.
Arbutus unedo L.
Arbutus unedo L.
Arbutus unedo L.
Arbutus unedo L.
Arbutus unedo L.
Arbutus unedo L.
Arbutus unedo L.
Arbutus unedo L.
Arbutus unedo L.
Arbutus unedo L.
Arbutus unedo L.
Arbutus unedo L.
Arbutus unedo L.
Arbutus unedo L.
Arbutus unedo L.
Arbutus unedo L.
Arbutus unedo L.
Arbutus unedo L.
Arbutus unedo L.
Arbutus unedo L.
Arbutus unedo L.
Arbutus unedo L.
Arbutus unedo L.
Arbutus unedo L.
Arbutus unedo L.

Arbutus unedo L.

0 out of 5

  • Descripción

Descripción

Arbutus unedo L., Sp. Pl. : 395 (1753)

 

Familia: Ericaceae (Ericáceas).

Etimología del Género: Arbutus=del latin, arbutus, el madroño.

Etimología de la Especie: unedo=del latín unus,-a,-um=uno, lat. edo=comer; decía Plinio que se comiese sólo un fruto
del madroño debido a las ventosidades y al gran dolor de cabeza que producía, por su contenido alcohólico.

Sinónimo/Basiónimo:

Nombre Vulgar: Madroño, madroñera, madrollo.

Porte: Hasta 10 m.

Floración: 9-10-11-12-1-2

Hábitat: Encinares y alcornocales. En matorrales de sotobosque sobre sustratos ác¡dos.

Distribución Mundial: Irlanda, Sur de Europa, Norte de África, Palestina y Macaronesia.

Distribución por Provincias: A Ab (Al) Av B (Ba) Bi Bu C Ca Ce Co CR Cs Cu (Ge) Gr Gu H Hu J L Le Lo Lu M Ma Mu Na O Or Po PM S Sa Se Sg SS (T) Te To V Vi Z Za

 

 

Hábito: Perteneciente a la familia de las Ericáceas (Ericaceae), los madroños (Arbutus unedo) son arbustos que pueden alcanzar hasta los 10 m de altura, aunque lo habitual es que no sobrepasen los 5 m de altura. Poseen troncos con una corteza escamosa de color rojiza, y algo glandulosa. Las ramas grisáceas cuando son jóvenes son pilosas-glandulosas.

Hojas: Las hojas son enteras, alternas, cortamente pecioladas, lanceoladas, lauroides, persistentes, coriáceas y con bordes serrados. El haz de las hojas es verde brillante y el envés mate.

Flores: Las flores forman una inflorescencia de tipo paní­cula terminal colgante, con numerosas flores. Raquis rojizo y brácteas lanceoladas también rojizas. Bracteolas sepaloideas rojizas. Flores actinomorfas, hermafroditas, pentámeras. Cáliz con sépalos de 11 mm, soldados en la base, más o menos persistentes, con lóbulos cortos, triangulares. Corola de 8 mm, simpétala, urceolada, blanca, amarillenta en la desecación con pétalos soldados y con 5 dientes revolutos en el extremo.

Androceo: Estambres 10, inclusos, ensanchados en su base, con filamentos densamente pilosos. Los estambres están insertos como la corola en un disco nectarífero. Anteras rojizas, apendiculadas, ditecas, con dehiscencia foraminal (dehiscentes mediante poros apicales).

Gineceo: Ovario súpero, glabro, con placentación axial. Estilo simple,incluso.

Fruto: Arbutus unedo L. tiene un fruto de 20 mm, de tipo baya, globoso, tuberculado, amarillo al principio que torna rojizo en la madurez. Baya con 5 lóculos polispermos. La maduración de los frutos se produce un año después y coincide con la siguiente
floración, de tal forma que en el arbusto cohabitan las bayas provenientes del año anterior, y las flores de la actual floración.

Semillas: Pequeñas, pardas, angulosas, no aladas, situadas en el centro de la baya.

Los Arbutus unedo L. cuando forman densidad se denominan madroñales. Estos madroñales suelen ser la primera etapa de sustitución de los alcornocales, o bien forman un sotobosque en los propios alcornocales. Su área de distribución es amplia, aunque está asociada con la cuenca mediterránea. Las bayas del madroño son comestibles aunque de poco sabor. Se hacen con ellos mermeladas y confituras de madroño. Los frutos también pueden aprovecharse para obtener bebidas alcohólicas por
fermentación. De las bayas se extraen licores famosos en Portugal y Alicante. El escudo de Madrid tiene un oso abrazando un madroño.

Translate »